Marcos Alberti es un fotógrafo brasileño que ha puesto en marcha una interesante iniciativa con un objetivo. Retratar cómo cambia nuestro rostro tras beber vino. Alberti, natural de Sao Paulo, reunió a unos amigos y les hacía una foto al llegar. Repetía después de que bebieran una copa. Hacía otra tras la segunda copa y una última tras la tercera.

Luego ha unido las cuatro fotos y ha creado lo que ha bautizado como ‘Wine Project’, un interesante mural de rostros. La principal conclusión que destaca Alberti, que admite que en este proyecto ha unido dos de sus grandes pasiones, la fotografía y el vino, es que conforme se consume más vino, más se sonríe. 

Wine_Project_1

Wine_Project_2

Wine_Project_3

Wine_Project_4

Wine_Project_5

Wine_Project_6

Wine_Project_7

No es la primera vez que hablamos de algo parecido. Tiempo atrás, científicos afirmaban que el consumo moderado de vino puede hacernos más atractivos a la vista de otros. Puede dilatar las pupilas, sonrosar las mejillas y relajar los músculos faciales haciendo que una persona parezca más accesible. Estos eran algunos de los resultados de un estudio de la Universidad de Bristol realizado con estudiantes, publicado por LiveScience.

¿Te gusta el vino? Si tú también quieres encontrar un motivo para sonreír, visita la tienda online de Licores Reyes, donde grandes precios y formidable calidad van siempre de la mano ¡Visítanos! http://tiendalicoresreyes.es/

 

Un artículo de Alberto Muñoz Moral
Responsable de Comunicación de Licores Reyes